Los miembros del parlamento europeo votaron abrumadoramente a favor de la implementación de un cargador universal, aprobando esta resolución con un balance de 580 votos a favor contra solo 40 en contra. Esta resolución insta a la Comisión Europea a que adopte nuevas reglas para julio que permitan implementar esta nueva medida.

Hace diez años, La Unión Europea reunió a los mayores fabricantes de teléfonos (incluyendo a Apple) para que voluntariamente implementaran un estándar común. Como este acercamiento voluntario no funcionó, se optó por aplicar esta nueva legislación.

Apple sostuvo una postura contraria, argumentando que un cargador común sofocará la innovación y creará inadvertidamente desechos electrónicos a medida que los cargadores y cables Lightning existentes se cambien por USB-C, el estándar común preferido. Apple sería el más afectado por un estándar común, ya que otros fabricantes ya se han mudado a USB-C en la mayoría de sus modelos (salvo algunos modelos económicos).

La resolución destaca a los cargadores inalámbricos como una forma de reducir el desperdicio electrónico, pero señala que las reglas redactadas por la Comisión deberían garantizar que los cargadores puedan funcionar con varias marcas de teléfonos.

Idealmente, un estándar de carga común será parte de la legislación: Google ya requiere soporte básico para USB Power Delivery en teléfonos con un puerto USB-C, aunque todos los teléfonos con cargadores de 40/60W usan tecnología privada para alcanzar esas velocidades. Los cargadores inalámbricos se encuentran en una situación similar.

¿Te gustaría ver un cargador universal para dispositivos móviles en un futuro cercano?

 

Fuente: GSMArena

Fuente: HD Tecnologia