CulturaNoticiasRecientes

LA PASIÓN QUE MUEVE A UN SOLDADO DE LA PATRIA Y SU MENSAJE A LOS JÓVENES DE COLOMBIA

En navidad el soldado Peña quiere inspirar con su ejemplo a los jóvenes de Colombia para que cumplan sus sueños._

El soldado Yorman David Peña Hérnandez de 21 años de edad, lleva 17 meses en el Batallón de Servicios Antonia Santos de la Séptima Brigada, llegó a prestar su servicio militar por convicción, después de haberse presentado voluntariamente en tres oportunidades, veía en cada soldado el mejor referente para seguir su ejemplo… hoy próximo a culminar esta etapa de la vida, le dice a los jóvenes que es una experiencia de vida única, que los fortalece en valores, disciplina y orgullo, quiere contarle a sus generaciones que portó el uniforme militar y que hacerlo representó en él; formación, dignidad y honor.

«El Ejército es una gran escuela de vida», su paso por la Fuerza no soló colmó todas sus expectativas en su rol como militar, sino le permitió a través del arte, rendirle homenaje a su Ejército, pintando y enseñándole a sus lanzas como se plasma el color y los sueños en un lienzo o en una superficie, ‘es expresar lo que siente el alma en una imagen’, así lo evidenció pintando escudos, murales y monumentos que se encuentran en el Cantón militar ‘El Recreo’ de Séptima Brigada, aportando con su talento a la preservación de monumentos históricos y símbolos patrios de la Fuerza.

Es que no sólo es la vena artística la que heredó de su padre, quien le enseñó su oficio, sino que se ha preocupado por su formación profesional, ya que ha cursado tres semestres de diseño gráfico y actualmente se encuentra estudiando en una academia de artes, ‘ilustración’, complementando sus estudios, porque su meta es triunfar en la vida y ser el mejor. Ha desarrollado sus talentos a lo largo de su vida incursionado en la escultura, pintura, diseño, dibujo y danza. Le dice a los jóvenes que construyan sus sueños, como un proyecto de vida real, que esto se logra obtener con perseverancia y voluntad.

Yorman desde los 4 meses de vida quedó a cargo de su padre, a quien le debe todo lo que es y afirma que aunque hace poco conoció a su mamá, su ausencia no incidió en querer luchar para salir adelante, «no hay disculpa para no ser una buena persona y escalar los sueños hasta alcanzar las metas, cada uno es el protagonista de su propia historia» afirma el soldado Peña.

Y termina diciendo: «el Ejército Nacional no sólo representa seguridad para los colombianos, es sin duda, una Fuerza con un gran corazón; a los soldados nos enseñan a ser fuertes para enfrentar la adversidad, pero también a ser humildes y extender la mano para servir.»

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: