Con más de 5.913 horas de vuelo empleadas para efectuar diferentes tipos de misiones áreas, las tripulaciones del Comando Aéreo de Combate No. 2, demostraron su invaluable espíritu de servicio por el pueblo colombiano durante el año 2020, donde se realizaron en la región llanera, contundentes ofensivas contra diferentes estructuras y grupos delincuenciales, exitosos traslados aeromédicos y excelentes actividades que contribuyeron al logro de los fines del estado y al mejoramiento de la calidad de vida de nuestros compatriotas.

Las capacidades y profesionalismo de los hombres y mujeres de su Fuerza Aérea Colombiana en innumerables ocasiones fueron dispuestas para proteger la vida de 86 personas en estado crítico de salud y atender de manera inmediata emergencias provocadas por desastres naturales como los desbordamientos de las inesperadas crecientes de los ríos Guayuriba, Guatiquía, Guamal, Chichimene y Humadea en el departamento del Meta, calamidades en las cuales, por medio de despliegues diurnos y nocturnos, los helicópteros Black Hawk UH-60 Ángel han logrado rescatar 118 personas dentro de las que se registran 25 menores, 07 personas de la tercera edad, 29 adultos recuperados y movilizados de su inminente peligro hasta lugares seguros donde autoridades locales pudieron brindar la atención médica urgente y reubicación. De igual manera 58 socorristas fueron transportados o guiados para efectuar las maniobras de rescate que las emergencias requerían.

Asimismo, en operaciones de evacuación, traslado aeromédico, rescates, extinción de incendios y transporte de carga se emplearon aproximadamente 482 horas de vuelo, salvando cientos de hectáreas en la Orinoquía colombiana, aumentando la esperanza de vida de quienes habitan en lugares remotos sin acceso a servicios de salud en centros de mayor complejidad y contribuyendo con la protección del medio ambiente.

Durante las 42 semanas de crisis por la emergencia sanitaria, un total de 100 toneladas de kits alimentarios e insumos médicos gestionados por el Gobierno Nacional y autoridades locales fueron transportados desde este comando para mitigar el impacto negativo que esta situación provocó en las familias más vulnerables de los departamentos del Meta, Guaviare, Vaupés Guainía y Vichada.

De igual manera, se usó la capacidad militar, logística y humana de la Base Aérea Capitán Luis Francisco Gómez Niño, en atención a las necesidades que la pandemia y las medidas de aislamiento generaban a los ciudadanos, motivo por el cual el departamento de acción integral entregó 600 mercados con los elementos básicos de la canasta familiar que beneficiaron a cerca de 3.150 personas.

No obstante, dado el prolongamiento de la medida para que las personas permanezcan en casa, el personal militar generó otra propuesta en favor de la comunidad, llevando a cabo una alianza estratégica con una entidad de transporte privada para que en la cuarentena, los habitantes del corregimiento No. 7 de Villavicencio contaran con un transporte de Urgencias Vitales Semanal (TRUVS), para el abastecimiento de 13 veredas que garantice a los ciudadanos de estas áreas rurales cumplir el aislamiento preventivo obligatorio sin afectar su despensa y sobrellevar el encierro en condiciones dignas, esta iniciativa beneficio a cerca de 14.970 personas.

En estas misiones que buscaron brindar un alivio a las necesidades más sentidas de la comunidad, el Comando Aéreo de Combate No. 2, también desplegó operaciones de sensibilización aéreas y terrestres con campañas informativas de perifoneo y lanzamiento de volantes en el departamento del Meta, que permitieron mantener a los ciudadanos al tanto de los decretos para contener, mitigar y reducir la propagación del virus en los diferentes barrios, veredas y municipio del departamento metense.

Finalmente, las operaciones militares aéreas del CACOM2 neutralizaron la capacidad de producción y transporte de cocaína evidenciando una considerable afectación logística en operaciones contra el narcotráfico por cerca de $18.610’214.379, así como el debilitamiento a las redes de apoyo a estructuras residuales. También protegieron la infraestructura critica, mantuvieron la seguridad y defensa de los municipios priorizados, vías de intercomunicación urbanas y rurales en la región de los Llanos Orientales.

A través de 319 horas de vuelo en plataformas de reconocimiento y vigilancia se identificaron puntos de interés y se fortaleció el trabajo conjunto, coordinado e interinstitucional para el desarrollo de operaciones mancomunadas que a la fecha le ha permitido a su Fuerza Aérea Colombiana, identificar 462,42 hectáreas, un hallazgo que da cuenta de la debida utilización de las diferentes plataformas de Inteligencia que maneja la institución y que se emplean para frenar el incremento del narcotráfico en la jurisdicción desde la raíz de producción.

Las actividades operacionales y de reacción inmediata realizadas por los diferentes tipos de aeronaves de la unidad, han permitido neutralizar la escalada delictiva ordenada por los cabecillas principales de las estructuras primera, séptima y cuarenta de los Grupos Armados Organizados residuales y demás grupos armados y delincuenciales organizados. Dentro de los resultados más destacados para reducir la violencia, la extorsión, y demás actos criminales en el oriente colombiano, tenemos la captura de un integrante de la comisión de orden público de la Estructura primera conocido como alias “Juan pistolas” y la neutralización del tercer cabecilla alias “Mireya”.

Por otro lado, en operación coordinada, mediante el seguimiento constante y comunicación en tiempo real, por plataformas de inteligencia, se logró frustrar un atentado terrorista de la “estructura armada Jorge Briceño” contra las instalaciones del Comando de Policía de la Metropolitana de Villavicencio y el Centro Nacional de Atención a Víctimas, esta acción militar y policial, salvó la integridad de alrededor de 400 personas entre policías y civiles que se encontraban en el lugar.

Así, su Fuerza Aérea Colombiana continuará desarrollando operaciones en pro de la seguridad de los colombianos, trabajando día y noche en beneficio de todos nuestros compatriotas y comprometidos los 365 días del nuevo año con la defensa de la soberanía, la independencia y la integridad del territorio nacional.