Según Moreno lo de Ana María Castro, ocurrido en la madrugada del 5 de marzo del 2020, “no fue un accidente”, para él “la asesinaron y lo que creo es que fue un feminicidio, pero están por demostrarlo las autoridades”.

Para Moreno, que compartió más de 2 años de relación con la víctima, el caso tiene inconsistencias para tratarse de un accidente, como lo quieren hacer ver los implicados Paul Naranjo, Julián Ortegón y Mateo Reyes -los dos primeros detenidos por las autoridades, y el último, presuntamente, fuera del país-.

“Yo quiero recalcar algo con respecto a Ana María porque, obviamente los medios muestran muchas cosas y de pronto por la forma como ocurrieron los hechos es entendible que hay quienes apoyan y hay otros detractores de la conducta de ella o como la perciben. Algunos brindan apoyo total para que no pase a ser una muerte sin algún tipo de consecuencias negativas; hay otros que dicen que ella no debió prestarse para eso. Hay diferentes puntos de vista“, dijo el joven.

Incluso, Felipe Moreno aprovechó para desmentir a la defensa de los señalados, pues habrían indicado que la víctima tenía novio y estaba saliendo con otros hombres.

“Lo que está diciendo ahora el abogado es que yo era el novio de Ana María; obviamente, mostrando una mala imagen de ella, como diciendo: ‘Esta tenía novio, estaba con Mateo y aparte de eso está con Paul’. Ana María estaba totalmente soltera cuando ocurrió el hecho”, confirmó a este medio, donde explicó que su relación terminó a comienzos del 2019 y perdieron comunicación 6 meses antes de su muerte.

Además, Moreno promueve en sus redes sociales que se haga justicia en el caso de la joven porque, según nos contó, él puede dar fe de quién era Ana María Castro, precisamente, porque la conoció y compartieron muchos momentos. Por eso, agregó:

“Era una persona llena de sueños, de metas. Amaba los animales. Quería muchísimo a las personas y era muy buena persona en todo sentido. Muy buena amiga, escuchaba muy bien. Todo tipo de cosas positivas para ella”.

Sobre la víctima, de 21 años, Moreno contó que estaba haciendo un curso de maquillaje y había terminado un semestre de psicología en la Universidad Manuela Beltrán. Amaba esta última carrera, pero se vio obligada a abandonarla por diversas situaciones familiares.

Además, Ana María soñaba con terminar esa profesión y salir del país para conocer Australia. De hecho, era un sueño que compartía con su exnovio.

“No me gustaría que solo se presentara que Ana María se la pasaba de fiesta en fiesta y entre semana porque simplemente esa no era ella. Tenía muchísimas cosas que hacer. Era una mujer súper valiente, emprendedora, soñadora. Muy buena hija, excelente novia y con un sin fin de cualidades increíbles que me gustaría que la gente conociera de ella”.

Eso lo añadió el joven durante la entrevista, en la que también aseguró: “Tampoco era interesada, que estuviera detrás del dinero o de la rumba porque nunca fue así”, concluyó Felipe Moreno a Pulzo.

Paul Naranjo y Mateo Reyes pretendían a su exnovia y todos iban en la misma camioneta

Moreno también se refirió a la muerte de Ana María Castro en entrevista con Caracol Radio, y mencionó que el día en que su exnovia murió ella iba en la misma camioneta con los dos hombres que la pretendían: Mateo Reyes y Paul Naranjo.

El joven aseguró que según lo que ha visto en videos y escuchado en declaraciones, “Mateo, al parecer, también estaba frecuentando a Ana”, y que cuando estuvieron en uno de los bares de la calle 116, en el norte de Bogotá, vieron cuando Reyes intentaba besar a la joven.

Fuente