Los 3 togados están investigados por supuestamente haber recibido dinero para para favorecer a miembros de organizaciones criminales.

La Corte Suprema de Justicia recibirá esta semana una serie de testimonios, como material probatorio en el juicio que se adelanta contra los magistrados del Tribunal Superior de Villavicencio, Fausto Rubén Díaz Rodríguez, Alcibiades Vargas Bautista y Joel Darío Trejos Londoño, quienes fueron acusados por la Fiscalía por los delitos de prevaricado por acción, cohecho y concierto para delinquir.

Durante las diligencias que se adelantarán, se recibirán los testimonios de Ancizar Barrios Lozada, investigador del CTI quien recopiló algunos documentos relacionados con los hechos investigados, Fabio Leonardo Herrera Pérez, perito en informática del CTI, experto que rindió dictamen respecto de computadora y aparatos electrónicos en la pretensión probatoria de la Fiscalía.

Así mismo, declarará Maribel Sofía Jiménez Pérez, quien tiene conocimiento directo de las promesas remuneratorias, aceptación de utilidades y entrega económica a los magistrados investigados para obtener decisiones de estos, contrarias en derecho.

Cabe mencionar que, en agosto de 2019, la Fiscalía Delegada ante la Corte Suprema de Justicia solicitó una nueva audiencia de imputación contra los magistrados por cuenta de unas nuevas pruebas que pudieron documentarse en algo más de 20 decisiones contrarias a la ley y que habrían sido emitidas por los citados magistrados.

Las actuaciones de los funcionarios judiciales habrían favorecido a integrantes de organizaciones criminales dedicadas al tráfico ilícito de armas y de estupefacientes, y a personas condenadas por homicidio, extorsión y concierto para delinquir, entre otros delitos.

Fuente

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)